Philip Lynott exprimió al máximo sus treinta y seis años de vida. Carismático y dotado de un extraordinario talento para la música, a los catorce años ya era el líder de un conjunto local; a los dieciocho, el cantante del mejor grupo de rock de Irlanda. Antes de haber cumplido los veinte ya había formado...